Home

Si quieres frío vete a Copenhague

By  | 

Si quieres frío vete a Copenhague, te lo decimos de primera mano porque acabamos de volver. Por obra y gracia de Ryanair que tanto ha hecho por la conexión de Canarias con el mundo, bueno quizá no de forma altruista, pero a nosotros nos beneficia, así que perfecto.

En cuánto llega noviembre, Ryanair activa los vuelos directos de Canarias (Tenerife Sur y Gran Canaria) a Estocolmo, Oslo y Copenhague, así que si quieres pasar un poco de frío o un mucho, solo tienes que organizar ya tu reserva, porque por unos 100€ y tras 5 horas de vuelo, te pones allí en un periquete y sin hacer ninguna escala, ni gastarte una pasta gansa.

En el caso de Copenhague hay bastante oferta hotelera, pero hay que decir que no es nada barato, sin embargo, encontramos un hotel que nos permitimos recomendarles por su buena relación calidad/precio y porque está magníficamente situado: Wakeup Borgergade.

borgergade

A la hora de ir a reservar este hotel, tengan cuidado que hay otro de la misma cadena al lado de la estación central de Copenhague, que no está mal situado, pero este está en el centro mismo.

El Wakeup Borgerdade está rodeado de restaurantes de todo tipo, bares, cafeterías, teatros, parques, mercados y además, y más importante, al lado de la parada de metro que te lleva y te trae al aeropuerto por unas 40 coronas.

Si, has leído bien, coronas danesas. Están en la eurozona pero siguen manteniendo su moneda, lo mejor es que vayas pertrechado con tu tarjeta porque te dejan pagar con tarjeta cualquier importe y en cualquier sitio, no necesitas efectivo para nada y si te hiciera falta sacas de un cajero, a mejor cambio que en ningún sitio.

Dicho esto, la mejor manera de disfrutar Copenhague es caminando, excepto si eres un hábil conductor de bicicleta, te lo digo porque las hay a miles y a pesar de tener carril bici por toda la ciudad, van a toda velocidad y hay bastante densidad de bicicletas, ciertamente imponen un poco de respeto. Lo mejor es andar, Copenhague no es muy grande y tiene las cosas que hay que ver, bastante concentradas, así que tampoco es que vayas a quedar extenuado de andar.

IMG_0893

Para una visita más cómoda puedes coger el bus turístico, que no es barato, pero puedes usarlo durante 48 horas, lo que al final son más de dos días y tan ricamente, también porque hay que tener en cuenta que lo más probable es que te llueva o te nieve, además del viento frío que la recorre de lado a lado.

Desde tu hotel a unos 5 minutos caminando llegarás a la Plaza del Ayuntamiento para caminar por la calle peatonal y comercial Stroget (una de las calles comerciales más grandes de Europa) y llegar hasta la monumental plaza de Kongens Nytorv, que sirve como acceso al pequeño muelle de Nyhavn, sus fachadas de colores y sus cafés a la orilla del canal, que se han convertido en la imagen por excelencia de Copenhague. Y a partir de aquí, coges el bus turístico al lado del Teatro Nacional de arte y visitas tranquilamente el Palacio de Amalienborg, la clásica visita a la Sirenita, parques como los de Rosenborg o Frederiksberg, antes de completar el día visitando la caótica propuesta alternativa de Christiania, último reducto de hippies medio-organizados.

Finalmente, Copenhague es también la ciudad con mejor vida nocturna de todos los países escandinavos, lo que hace de la capital de Dinamarca un destino fantástico para quien también esté buscando diversión, ni te lo imaginas. A pesar del frío, la lluvia, el viento y los precios desorbitados del alcohol los daneses se lo pasan muy bien, con sus cervezas gigantescas y sus chupitos. Muchos restaurantes ofrecen cena y luego copas en el mismo lugar. Los vinos y combinados son de caros a muy caros, así que si no quieres dejarte la pasta en bebida, pásate a la cerveza que tiene mejor precio y está muy rica.

oresundbron

Pero Copenhague va más allá, como sabéis porque ya les hemos hablado aquí de la serie Bron, El Puente, Dinamarca tiene uno de los puentes más emblemáticos del mundo que une Dinamarca con la ciudad sueca de Malmo, esta maravilla de la ingeniería es el Oresundbron, un puente que surge desde el mar para erigirse en un enorme puente de más de 10 kilómetros, es impresionante y puedes rodar por el en coche o en tren por debajo de la carretera (solo cuesta 25€ ida y vuelta), y te das un paseo hasta Malmo.

IMG_0983

Malmo es la tercera ciudad más importante de Suecia, es preciosa, antigua y además te permite visitar dos países por el mismo precio.

Este invierno si quieres pasar frío, no lo dudes, visita Copenhague y disfruta de todo por muy poco.